Esta enseñanza busca reflexionar sobre lo que Dios quiere para nosotros sus hijos, lo mejor, por eso nos bendice abundantemente, quiere que vivamos bien, que lo hagamos de la mejor manera, para adentrarnos en ese misterio, se trabaja aquí, cómo alcanzar y conquistar la bendición que el Señor quiere derramar sobre nuestras vidas.