San Juan Pablo II partió hace 13 años al cielo, a la casa del Padre. Una fecha como hoy, 2 de abril el mundo se enteraba de su fallecimiento, una noticia que entristeció a muchos corazones católicos. El papa “peregrino” como lo recuerdan sus fieles, fue un intercesor, defensor de las familias y tenía la confianza de muchos jóvenes. El pontífice “polaco” sirvió a la iglesia católica durante 26 años y 5 meses hasta el día de su llamado.

El arzobispo Leandro Sarni, en ese tiempo sustituto de la secretaría de estado de la santa sede, anunció la noticia diciendo: “Nuestro Santo Padre regresó a la casa de Dios” en la plaza de San Pedro frente muchas personas y fieles que estaban pendientes de la salud del papa. Antes de su muerte, se hicieron jornadas donde se rezó el Santo Rosario, y además se hacía cubrimiento constante (medios de comunicación) para informar a todas partes del mundo.

El papa Juan Pablo II, está entre los tres primeros pontificados más largos de la historia de la iglesia católica, con 104 viajes apostólicos y visitando 146 países. Donde, reunió a millones de familias y jóvenes de diferentes partes impulsando jornadas mundiales.

El 28 de abril, Benedicto XVI inició la beatificación y canonización de San Juan Pablo II, oficialmente se abrió el 28 de Junio de 2005 por el cardenal Camilo Ruini, el 1 de mayo de 2011 lo beatificó Benedicto XVI y el 27 de abril 2014 el actual pontífice, Francisco ejecutó la canonización.