“El mejor arreglo para la Virgen son los corazones de los cristianos” afirma el Santo Padre. El Papa Francisco realiza un viaje a Portugal para visitar a la Virgen de Fátima, partió el día de ayer a las 14 horas de Roma. El vuelo duró tres horas y veinte minutos, recorriendo 1.794 kilómetros, para visitar a Nuestra Señora de Fátima, durante la peregrinación de paz y esperanza en la que el Papa llevara una Rosa de oro para la Virgen.

El Papa antes de partir dejó este mensaje en su cuenta de twitter: “Pido a todos ustedes que se unan a mí como peregrinos de la esperanza y de la paz: que vuestras manos en oración continúen sosteniendo las mías”.

El Obispo de Roma manifestó al pueblo portugués: “Necesito de vuestra unión (física y espiritual, lo importante es lo que viene del corazón) para componer mi bouquet de flores, mi “rosa de oro”.

El Santo Padre ofrecerá también una imagen de san Francisco de Asís a la capilla de la base aeronáutica portuguesa de Monte Real, donde su avión llega este 12 de mayo.