Hay momentos en los que la sensación de soledad nos inquieta, nos quita la paz o incluso perdemos la confianza en nosotros mismos, esto nos lleva en ocasiones a caer en la tentación de buscar compañía rápidamente en cualquier lado aun sabiendo que pronto sentiremos otra vez lo mismo que antes. Es por eso que reconocer nuestras riquezas, virtudes y logros es fundamental para sabernos valiosos para los demás, pero sobre todo valiosos para nosotros mismos. Asumir la soledad como parte de la vida es más sencillo cuando nos sabemos acompañados siempre por Jesús, que aun en la soledad más sola se hace presente y nos alienta. Por tanto cuando nos topamos con la soledad en nuestro camino y logramos hacerla una amiga, seguramente podremos disfrutar mucho más nuestra propia compañía y a los de encontrarse con una mejor versión de nosotros mismos.

Será un jornada que contará con la predicación del Padre Alberto Linero, con espacios para realizar actividades experienciales, dinámicas grupales, momentos de oración, trabajos de revisión de nuestras riquezas y oportunidades de mejora, todo con la finalidad de iluminar desde el evangelio nuestros momentos de soledad y afianzar desde allí la confianza en nosotros mismos y en la acción de Dios en nuestras vidas.

Dirige: Padre Alberto Linero
Lugar: Casa de retiros Shalom
Fecha: 20 de agosto
Hora: 8:00 AM a 4:30 PM
Valor: $90.000